Debido a que el sistema digestivo de los perros es diferente al nuestro, en especial, porque tiene un intestino más corto, muchos de los nutrientes, vitaminas o azúcares no pueden ser metabolizados con rapidez, por lo que terminan acumulándose en el cuerpo. De igual forma, tampoco tienen muchas de las enzimas que a los humanos nos ayudan a procesar alimentos como las grasas o la glucosa.

La acumulación de azúcares en el organismo de los perros puede generar afecciones como:

- Diabetes. Puede presentarse incluso con el consumo continuo de pequeñas cantidades de dulce y consiste en un incremento en la cantidad de azúcar en la sangre.

- Alteraciones en la sangre y sistema circulatorio. El azúcar produce una excitación del sistema circulatorio y puede tener repercusiones en el corazón del animal.

- Problemas de dientes y encías. El consumo de azúcares acelera la aparición de caries y daña los delicados tejidos de las encías, provocando que el perro padezca de mal aliento, pérdida de dientes y acumulación bacteriana en la boca.

- Pancreatitis. El consumo de azúcares provoca que el páncreas realice una producción excesiva de enzimas digestivas para poder metabolizar la glucosa. Con el paso del tiempo, esta producción termina inflamando el páncreas, generando afecciones serias en la salud del can.

- Daños en el sistema nervioso o digestivo. Debido a la producción excesiva de enzimas digestivas se produce un sobreesfuerzo de los órganos del sistema digestivo, siendo especialmente perjudicial para el estómago (puede desarrollar gastritis o úlceras) y el intestino.

- Obesidad. Debido al alto contenido calórico que tiene el azúcar, lo más común es que se genere un aumento en el peso del animal. La obesidad canina es un problema grave, no solo porque genera problemas musculares y articulares, sino porque causa graves daños en el sistema circulatorio y respiratorio del can, reduciendo su expectativa de vida o generando problemas que pueden derivar en su muerte.

- La muerte por envenenamiento.

¡Cuida a tu peludito de sufrir de alguna afección como estas! Consiéntelo y ámalo.

Vía: www.misanimales.com